7 de marzo de 2010

Los que no están no hacen falta

Siempre he querido dejar en claro que los deportes a motor son una combinación de talento, suerte y presupuesto, pero el último factor que menciono muchas veces tiene a tener más del cincuenta por ciento del peso a la hora de desarrollar la carrera de un piloto y cuidado no llega a más.

Pero sinceramente decidí escribir porque he leído en diferentes portales y foros estadounidenses que los norteamericanos se quejan de la falta de pilotos de su nación en la IZOD IndyCar Series. De momento se han confirmado 21 pilotos con temporada completa y sólo dos de ellos (Danica Patrick y Marco Andretti) son de esas tierras.

Podríamos agregar a Ryan Hunter-Reay, quien podría competir en las 17 carreras dependiendo de los resultados en las primeras carreras. También se podría unir J.R. Hildebrand (campeón de la Indy Lights) si llega a un acuerdo con Dale Coyne Racing, a menos que el inglés Alex Lloyd le quite la butaca.

Todo esto me plantea una duda, si una más: ¿La IZOD IndyCar Series es un campeonato estadounidense o un torneo internacional? Que yo sepa la nacionalidad no es sinónimo de talento, porque de ser así me pueden decir de dónde vamos a sacar 19 pilotos estadounidenses para sustituir a los no norteamericanos que ya están confirmados.

Además de los dos mencionados previamente están sin puesto Jaques Lazier, Richard Antinucci y Graham Rahal, los tres estadounidenses. El canadiense Paul Tracy - a quien le tengo lástima, si como lo leen, por los comentarios inapropiados sobre lo sucedido en Chile-, los brasileños Jaime Camara, Mario Moraes y Nelson Merlo, el sudafricano Tomas Scheckter, el holandés Robert Doornbos, el francés Nelson Philippe y el mexicano Luis Díaz.

Sinceramente. ¿Alguno de ellos va a marcar una diferencia? ¿Son tan indispensables los tres estadounidenses? Rahal es un buen piloto, rápido, pero no considero que sea el súper volante que nos quieren vender. Además, se dijo que lo querían en Dale Coyne pero que no le interesó o llamó la atención la oferta.

Por eso creo que: los que no están no hacen falta y los que están serán los encargados de ponerle sabor a una temporada que se perfila increíble. Que mejor inicio que las calles de Sao Paulo, en pleno Sambódromo poder ver bailar a los Dallara-Honda, con la participación de Milka Duno y Ernesto Viso.

La foto es Ryan Hunter-Reay del equipo Andretti Autosport. Imagen cortesía del servicio de prensa de Honda IndyRacing.